Saltar la navegación

El reto. ¿Qué podemos hacer para salvar a la Madre Tierra?

¿Qué podemos hacer para salvar la Tierra?

 Agrupamiento: En equipo

Sin duda, el cambio climático, la contaminación y derroche de agua, así como la pérdida de la biodiversidad son los principales problemas medioambientales del siglo XXI. Estamos ante una grave situación. Y aunque es cierto que cada vez es más irreversible, todavía estamos a tiempo de intervenir a partir de las decisiones que tomamos en nuestro día a día. ¡Veamos cómo podemos contribuir!

Todos juntos, las instituciones públicas y los ciudadanos, podemos contribuir con nuestras acciones a salvar a la Madre Tierra.

Imagen de Pixabay


Vamos a crear en equipo un PÓSTER con un decálogo de medidas que podemos tomar en nuestro entorno (hogar y escuela) para tratar de reducir, solucionar o evitar los problemas que hemos visto está sufriendo la Tierra. El póster también debe incluir un eslogan que contribuyan a la concienciación de la necesidad de tomar dichas medidas.

Nos informamos

También podemos buscar información haciendo uso de Google, para usarlo eficazmente es aconsejable seguir una serie de pautas, que hemos recogido en el documento de apoyo  Recomendaciones de búsqueda en Google. Será muy útil consultarlo antes de iniciar nuestras búsquedas.

Elaboramos el póster

Nuestros pósteres tendrán la siguiente estructura:

  • Titular o eslogan: es una frase breve e impactante que contiene el mensaje fundamental para llamar la atención del receptor, por eso tenemos que resaltarlo de todo lo demás. Podemos usar otro tipo de letra, un tamaño más grande u otros colores.
  • Texto: aporta la información principal y completa el mensaje transmitido en el eslogan.
  • Imágenes: complementan al texto y ayudan a transmitir el mensaje que se desea. Podemos usar una grande o una serie de imágenes pequeñas, pero siempre tendrán que apreciarse claramente.
  • Fuentes de las que hemos obtenido la información.
  • Créditos: nombre del equipo, de sus autores y curso.

El póster lo podemos hacer digital o manualmente:

Cuando esté terminado, obtendremos su URL y se la enviaremos al profesor por correo electrónico. Asimismo lo archivaremos en formato PDF en nuestro portafolio de equipo de Google Drive y lo compartiremos con el profesor.

  • Manualmente con cartulina y rotuladores.
    El póster combina imágenes y texto con la intención de transmitir un mensaje e influir en el receptor. Su forma, el material, los colores, el tipo de letra y la distribución de los elementos son muy importantes porque facilitan la lectura y ayudan a comprender el mensaje. 

Lo guardaremos en nuestro portafolio analógico (archivador o carpeta tradicional).

Exponemos y evaluamos

Revisamos nuestros trabajos antes de presentarlos, de esta manera podemos: detectar algún error que se nos pasó por alto, reformular algo que no queda claro, o simplemente, cambiar el formato para que quede más bonito o llamativo. Para revisar el póster podemos utilizar esta lista y evaluar los puntos más importantes (autoevaluación):

  • ¿El título es llamativo y claro?
  • ¿Las imágenes o vídeos ayudan a ilustrar la información del póster?
  • ¿La cantidad de imágenes y vídeos e adecuada? ¿Hay muy pocos o hay demasiados?
  • ¿Los textos están expresados de forma clara?
  • ¿Está toda la información importante?
  • ¿Queda clara la información que deseamos transmitir?
  • ¿El formato que hemos utilizado acompaña e invita a leer el póster?
  • ¿La organización espacial de los distintos elementos ayuda a la lectura del póster?

Una vez que hayamos revisado el póster, estaremos listos para presentarlo al resto de la clase. ¡Adelante!

  • Preparamos en equipo un pequeño guion sobre cómo presentaremos el póster, qué elementos queremos resaltar, qué nos ha sorprendido más y cómo pensamos que podemos contribuir a reducir el cambio climático.
  • Es momento de compartir los pósteres con toda la clase. Con ayuda de la pizarra digital presentamos el póster a nuestros compañeros. Escucharemos con atención los comentarios de los otros equipos, y hacemos nosotros también comentarios que ayuden a mejorar los pósteres de otros equipos. Las críticas nos ayudan a mejorar ¡y a seguir aprendiendo!
  • Después de nuestra presentación, repartiremos la plantilla Cuestionario de coevaluación para que nuestros compañeros valoren nuestro trabajo. Es conveniente que lo tengamos en cuenta para su realización.
  • Para terminar, valoraremos las sugerencias que nos hayan hecho, haremos los cambios que nos parezcan interesantes y, sobre todo, no olvidaremos agradecer a nuestros compañeros su ayuda.

Difundimos

Tras la creación de los pósteres definitivos, llegará el momento de darlos a conocer. Lo podemos hacer por dos vías, algunas sugerencias son:
  • A través de Internet:

    • Publicaremos una noticia en la página del centro que incluya el resumen de nuestro trabajo con fotos de los pósteres manuales y el enlace a los pósteres digitales para compartirlos con la comunidad educativa: padres, compañeros, profesores, etc. Ellos podrán dejarnos comentarios sobre nuestro trabajo.
    • Podremos hacer lo mismo en nuestro blog de aula.
    • Cada uno de nosotros podrá difundir esta información en sus espacios en la Red y entre sus contactos a través de Twitter, Facebook, Whatsapp, etc.

  • Con presentaciones públicas:

    • Acudiremos a otras clases del centro para presentar el contenido de nuestros pósteres y explicar el trabajo que hemos hecho. También podemos hacer una presentación a los profesores.
    • Organizaremos una presentación para nuestros padres durante una hora de clase.
    • Propondremos a nuestra familia crear un decálogo similar o adaptar el que hemos generado en clase.
    • Podemos, todos en gran grupo, redactar aquellas diez normas que nos parecen que deben incluirse en el decálogo final de la clase. Cada equipo debe designar a un relator para que comparta sus hallazgos.

Evaluación final

 Agrupamiento: Individual

Hemos llegado al final del proceso y es el momento de que valoremos globalmente la secuencia didáctica y nuestro propio aprendizaje. Para ello:

  1. Hacemos una nueva entrada en el Diario de aprendizaje que titulamos "Reflexión finalen nuestro cuaderno de clase, o en un documento de Google Drive utilizando la plantilla Cuestionario de autoevaluación final. Recordaremos qué hemos hecho, cómo lo hemos hecho, cómo nos hemos sentido,... Si consultamos las anotaciones realizadas en nuestro diario a lo largo de la secuencia, nos resultará más sencillo responder a las cuestiones.
  2. Cumplimentamos la plantilla Cuestionario de autoevaluación del equipo y lo guardamos en el portafolio de equipo.

Imagen Pixabay

Nuestro profesor o profesora ha valorado nuestro trabajo a lo largo de la secuencia didáctica. Ahora también valorará el funcionamiento del equipo y nuestro diario mediante: